La restauración ecológica del Neusa

7 febrero, 2019 Noticias , Programas

El embalse del Neusa ocupa una extensión cercana a las 1 000 hectáreas y de él se surten los acueductos de Cogua y Zipaquirá. El bosque circundante está compuesto en su gran mayoría por pinos cuyas hojas muy finas caen al piso formando un tapete ácido y denso que impide la degradación natural del material orgánico.

Un grupo de profesores del departamento de Biología de la Universidad Javeriana, del que forman parte José Ignacio Barrera y Germán Jiménez, junto a la psicóloga Nidia Malambo, con apoyo de la Corporación Autónoma Regional de Cundinamarca, CAR, ha venido trabajando en la restauración ecológica del parque y acaba de publicar un libro con los primeros resultados.

Entrevista completa en Bitácora, martes 5 de febrero.

Artículos relacionados